Asaltaron a 23 personas en Bagua Grande

operativo policial motosEn el sector denominado El Farallón en Bagua Grande, tres delincuentes armados todos ellos tapados sus rostros con polos, tuvieron la osadía durante dos horas la tarde de ayer, entre las 3 pm a 5 pm en asaltar a 23 personas y robarse asimismo tres motos en las que fugaron. No contento con ello se llevaron relojes, celulares y todo objeto de valor sin que sean capturados, así como llegaron se fueron perdiéndose entre la maleza.

Los facinerosos previamente se habían escondido entre la maleza para estar agazapados y de ahí salir abruptamente con sus armas para asaltar uno tras uno a sus ocasionales víctimas, entre niños y niñas, adultos, y de manera increíble hasta personas de avanzada edad. La mayoría de estas personas acudían a la zona para pasar agradables momentos de familia como es usual cada fin de semana. En este lugar pero sin presagiar lo que les sucedería más adelante “Desde hace tres años no se ha producido un hecho similar” aseveró uno de los afectados.

Este hecho que pone en evidencia una vez más la no existencia de políticas adecuadas de seguridad ciudadana en Utcubamba, se produjo a escasos meses de un hecho casi similar, el asalto a mano a armada también por tres sujetos a un promedio de medio centenar de vehículos camino a Lonya Grande. “Nos tuvieron boca abajo por dos horas y nos insultaban en cada momento, nos amenazaban con sus armas apuntándonos en nuestras cabezas si oponíamos resistencia” refirieron  las víctimas.

Uno de los asaltados precisamente fue el guardián de la bocatoma que labora para EPSSMU, José Gelacio Román Peña. Una de las moto 125 cc pertenecería a la empresa Biofert, también los agricultores de la zona quienes poseen parcelas agrícolas habrían sido las asaltados.

Ya en la comisaria de Bagua Grande  las personas afectadas presentaron sus respectivas denuncias, algunos de ellos se mostraron mortificados debido a la poca celeridad por parte de los efectivos policiales en avanzar con sus denuncias, por ejemplo referían que los policías preguntaban incongruencias como de que padre venia, nombres y apellidos de la madre de la víctima, etc

Por: Alberto Pintado

Foto: Referencial